Así es cómo se ve un avión de transporte C-5 Galaxy cuando casi se estrella al aterrizar

Uno de los aviones más grandes del mundo, sin el tren de aterrizaje delantero

Así es cómo se ve un avión de transporte C-5 Galaxy cuando casi se estrella al aterrizar Así es cómo se ve un avión de transporte C-5 Galaxy cuando casi se estrella al aterrizar
La imagen de la cabecera fue tomada el 22 de mayo de 2017 en la base naval de Rota en España. Nos la envió... Así es cómo se ve un avión de transporte C-5 Galaxy cuando casi se estrella al aterrizar

La imagen de la cabecera fue tomada el 22 de mayo de 2017 en la base naval de Rota en España.

Nos la envió un usuario de Twitter (gracias, @asetanton) y se ve un avión de transporte C-5M Galaxy del Ejército del Aire estadounidense, con número de matrícula 86-0020, tras realizar un aterrizaje de emergencia en dicha base española con el tren de aterrizaje delantero arriba. El C-5 tenía un fallo mecánico desconocido que no le permitía extender el tren de aterrizaje delantero.

Según una fuente que desea permanecer en el anonimato, durante la aproximación del C-5 a Rota el indicador del tren de aterrizaje delantero mostraba la señal “ruedas rojas”. Esta señal le decía a la tripulación que las puertas de la bahía del tren de aterrizaje delantero estaban abiertas, pero que el tren de aterrizaje no bajaba.

Foto de la web The Aviationist

Uno de los mecánicos de vuelo bajó rápidamente las escaleras para ver por el visor de fibra óptica que utiliza la tripulación para verificar la posición del tren de aterrizaje. Tal comprobación confirmó que el tren de aterrizaje delantero todavía estaba arriba dentro de su bahía (alojamiento del tren de aterrizaje dentro del fuselaje).

Después de eso, la tripulación siguió los procedimientos de emergencia para extender el tren de aterrizaje. Uno de ellos consistía en utilizar el interruptor de extensión de emergencia del tren de aterrizaje que se encuentra en la cubierta de vuelo. El otro consistía en actuar directamente sobre las propias válvulas hidráulicas del tren de aterrizaje.

La tripulación probó suerte con estos procedimientos mientras volaba un patrón de espera durante más de una hora. El C-5 alcanzó el nivel “bingo” de combustible (cantidad mínima de combustible requerida para regresar a la base y aterrizar). La tripulación no tenía más remedio que aterrizar. Intentaron varias veces extender el tren de aterrizaje y al final consiguieron que el tren de aterrizaje delantero bajara aproximadamente 15 cm.

Foto de la web The Aviationist

Ya de camino a la pista para aterrizar, siguieron los pasos marcados por la lista de comprobación [checklist] correspondiente a “ruedas arriba, aterrizaje forzoso” [wheels up, crash landing], que incluía lo relativo al procedimiento de actuación en caso de tren de aterrizaje delantero arriba. El procedimiento indica a la tripulación que mantengan el tren de aterrizaje delantero arriba y las puertas de su bahía cerradas para así minimizar los daños. Sin embargo, con el tren de aterrizaje delantero atascado parcialmente extendido, eso resultaba imposible.

Pero hubo suerte y las ruedas asomaban lo suficiente por fuera del fuselaje como para que el Galaxy aparentemente únicamente sufriera los mismos daños que la rueda de un coche después de rozar contra un bordillo.

Una vez que el avión se detuvo completamente, la tripulación evacuó la cubierta de vuelo y acto seguido ayudó en la evacuación de los 21 pasajeros que viajaban en el compartimento de personal.

El tren de aterrizaje delantero del C-5 forma parte de un sistema único de tren de aterrizaje tipo triciclo que comprende un total de 28 ruedas.

Se trata de una gran pieza de maquinaria que consta de cuatro unidades principales de pares en tándem, cada una con un carro de seis ruedas con dos ruedas delanteras y cuatro traseras. El tren de aterrizaje principal gira 90 grados horizontalmente para encajar dentro de las bahías del tren de aterrizaje tras el despegue.

Esta no era la primera vez que un Galaxy realizaba un aterrizaje de emergencia sin el tren de aterrizaje delantero totalmente extendido. En Internet se puede encontrar por lo menos un par de vídeos de incidentes con el tren de aterrizaje delantero arriba.

El primero se remonta a agosto de 1986, cuando un C-5A realizó un aterrizaje con el tren delantero arriba en la base aérea Rhein Main en Alemania.

Según la persona que colgó el vídeo en la plataforma Vimeo, este incidente supuso el cierre del aeropuerto de Frankfurt durante por lo menos un par de horas.

El segundo incidente sucedió en mayo de 2001, cuando un C-5 de la Base Aérea de Travis (EE.UU.) fue desviado al desierto de sal de Rogers Dry Lake, que se extiende a continuación de las pistas de la Base Aérea de Edwards, donde aterrizó sin problema después de un fallo en el tren de aterrizaje delantero.

Este artículo fue publicado por primera vez en la web The Aviationist.

Traducido por Jorge Tierno Rey, autor de El Blog de Tiro Táctico.